Back to home
in Lifestyle, Sostenibilidad

¿Que se puede hacer, para salvar a nuestros océanos?

  • 07/08/2017
  • By Angie
  • 0 Comments
¿Que se puede hacer, para salvar a nuestros océanos?

Cada minuto que pasa aterriza una tonelada de plástico en el océano. Cada minuto una tonelada. Si asi es!. ¿Tengo vuestra atención ahora?. A continuación, quiero que presten atención a este post.

Hablar de estos temas me encantan, por eso he decidido en mi blog  hablar de sostenibilidad. Estos temas me hacen siempre pensar en el futuro como en el año 2050 por ejemplo ¿Cuántos de mí van a estar hay también? En el 2050 tendré cincuenta y nueve y aunque pensemos que son muchos años para llegar hasta allí, en realidad no está tan lejos. A menudo me hago preguntas como: ¿Que habrá en el mar en el año 2050 más peces o más plástico? Ahora tengo 25 y cada año llegan alrededor de 4,8 a 12,7 millones de toneladas de plástico en el mar. Eso sin contar los 5, 25 millones de partículas de plástico que ya están dentro del océano. Un 15% de los residuos se encuentran en las playas flotando en la superficie del agua y el 70% en el lecho marino ¿Que horrible verdad? Y solo estamos en el año 2017. ¿Os imagináis en el 2050, que va a pasar si no se para?. ¡Yo no quiero ni imaginarmelo!

Seguramente pensaran: «No me afecta como ciudadano, yo no vivo en el mar, y mi basura se recoge, se quema y se recicla la culpa es de los países costeros no mía». Eso es lo que se suele pensar, pero por desgracia es totalmente erróneo. Cada pieza de plástico que se tira a la calle tiene una alta probabilidad que acabe en el mar a través de ríos y drenajes. Grandes toneladas de plástico terminan en el mar, da igual en la ciudad que estes. Esa es la realidad. Cada día se invierten alrededor de 4,2 toneladas de plástico que provienen del río Danubio, 10 toneladas al día del río Rin y así sucesivamente. Aquí les dejo un video que lo explica muy bien.

Imagínense una ballena azul un animal hermoso y majestuoso enredada en una red de pesca o en una bolsa de plástico que lo impulsa a abandonar el mar. Sabemos que las ballenas tienen un sentido común. Es decir; una ballena enredada en una red de pesca, o en una bolsa de plástico es consciente de su ubicación, de su existencia y sobre todo de lo que le está pasando. Las ballenas pueden nadar durante semanas, gracias a su capa de grasa que les ayuda a sobrevivir durante algún tiempo sin alimentación. En el momento que se quedan atrapadas por bolsas de plástico, saben que no pueden liberarse a sí mismas, y que morirán de hambre. Cuando escuché esta historia realmente me sentí muy mal. Al imaginarme lo desesperante que puede ser para este animal su muerte.

Pero no sólo las redes de pesca son un problema importante, el problema es que los animales confunden el plástico por la comida. Estos son sólo algunos ejemplos que ilustran lo horrible que es la escala:

  • En 1997 se halló un delfín en la costa de Nueva Escocia. Su estómago y sus intestinos estaban vacíos. Un examen más detallado reveló que un trozo de plástico había bloqueado el acceso al estómago, por lo que el delfín simplemente murió de hambre.
  • En abril de 2002, una ballena Minke se quedó varada en Francia. En su estómago se encontró basura de 800 kg, la mayoría de plástico.
  • En el estómago de un cachalote que fue varado en el sur de España, los científicos descubrieron 17 kilogramos de residuos de plástico – un total de 59 partes diferentes. Entre ellos se encontraban una manguera de plástico de jardín, perchas y partes de un colchón.
  • Recientemente en diciembre de 2015 se encontró una orca hembra varada y muerta en la costa de África del Sur. La autopsia reveló que su estómago estaba lleno de residuos de plásticos probablemente murió de hambre. (En diciembre de 2015 se registró una gran cantidad de orcas muertas en Sudáfrica).

Pero no sólo las ballenas se ven afectados por los océanos sucios: Ahora se sabe que más del 90% de todas las aves marinas mueren con una gran cantidad de plástico en el estómago, en el año 2050 el 99% de todas las aves le hacen frente a su destino. Si no paramos puede ser devastavor para nuestro medio ambiente.

Ahora la pregunta de las mil preguntas, antes de decirles lo que podemos hacer para contribuir a tener un mundo mejor. ¿De dónde vienen todos estos residuos de plásticos?. La siguiente infografía ilustra los tres principales causas: industriales, domésticas y residuales.

  • Industria: Casi todas las industrias usan plástico. El plástico se utiliza porque es barato para la construcción de los envases, también lo usan las industrias electrónicas. Anualmente se tiran acerca de 14 millones de toneladas de espuma de poliestireno, material que se usa para elaborar los envases pero en Alemania sólo el uno por ciento se recicla.
  • Hogar: Un gran problema es el micro-plástico que son partículas de plástico muy pequeñas. Estos se encuentran en muchos artículos de higiene personales por ejemplo: en la pasta de dientes, productos de maquillaje, etc.. Pero la ropa también juega un factor importante algunas prendas tienen MikroPlastik: prendas sintéticas que vienen con fibras de plástico no se pueden ver porque son diminutas. Al lavarlas en la lavadora esta no tiene filtro, por lo tanto el plástico termina en el agua especialmente en la ropa deportiva.
  • Residuos: Probablemente el punto más lógico. Los residuos que no se desechan y no se reciclan adecuadamente, todos ellos acaban en el río y luego el mar.

Y la cuestión  de todo esto es que ¿Qué podemos hacer?. En realidad, simplemente lo que podemos hacer cada uno de nosotros, es contribuir a mantener los océanos limpios. Constribuyendo de la siguiente manera:

  1. Hablar de ello: A más tardar después de leer este post puedes hablar del tema y de sus consecuencias. Hablar con amigos, conocidos, o extraños al respecto. Os cuento una experencia. Hace unos meses estuve de vacaciones en Barcelona, cogí un taxi y el conductor tiró los envases de plástico de su comida por la ventana. Al principio me quedé blanca y sin habla, primero porque esta prohibido que una taxista coma algo en su coche mientras trabaja. Tenía ganas de decirle de todo menos bonito…. pero respire y al momento le expliqué de manera objetiva que él no era consciente de lo que acababa de hacer y de las consecuencias terribles que pueden tener tirar una bolsa de plástico a la calle.  Creo que la comunicación juega un papel importante.
  2. Prueba con menos residuos: Producir menos residuos es el primer paso para reducir la demanda de plástico. Puedes iniciar, por ejemplo por pedir tu bebida fuera de casa sin pajita de plástico, otra cosa que se puede hacer es no comprar más bebidas en botellas de plástico y probar por los envases de vidrio para seguir con el proceso de reciclaje.
  3. Recoger la basura: yo creo que uno tiene ser activo en esta vida. Cuando veo rondar una bolsa de plástico, lo recojo y la tiró a la basura. Incluso si me molesta «tengo que hacerlo» diría cualquier persona y al final no lo hace.
  4. Segunda Mano: Cada vez que se compra algo nuevo, se apoya a la producción de plástico. Los que compran de segunda mano, ya sea ropa o electrónica están ahorrando en plástico y en dinero.
  5. Apoyar a las ONG: Hay muchas personas que intentan los 365 días del año salvar al mundo. Estas personas necesitan ser apoyados, porque el trabajo que están haciendo, es esencial para el mundo.

 

 

By Angie, 07/08/2017
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

About Me
Hola
Soy Angie Sánchez, y vivo en Hamburgo -Alemania. Me encanta: el pensamiento positivo, reirme, los temas de espiritualidad, sostenibilidad, yoga, adoro a la gente divertida y con valores. En definitiva todo lo que me aporte buenas vibras!!. Soy consciente de que estamos viviendo épocas de cambio y eso no lo voy a cambiar, por eso en gigil girl quiero regalarles un pedacito de mí compartiendo contenido de valor aportando a sus corazones un poco de inspiración y nuevas ideas a sus vidas :-) Bienvenidos!!
Signature
Follow Me
Lista de Reproducción
Instagram API currently not available.